Nueva Retención en la Fuente para Empleados conforme a la Ley 1607 de 2012

Nueva Retención en la Fuente para Empleados conforme a la Ley 1607 de 2012

La Ley 1607 de 2012 introdujo una variante en lo que respecta de la clasificación de las personas naturales. En su artículo 329 dijo que las personas naturales se clasifican en empleados y trabajadores por cuenta propia.

 

Manifestó la ley 1607 de 2012 que se entiende por empleado “Toda persona natural residente en el país cuyos ingresos provengan, en una proporción igualo superior a un ochenta por ciento (80%), de la prestación de servicios de manera personal o de la realización de una actividad económica por cuenta y riesgo del empleador o contratante, mediante una vinculación laboral o legal y reglamentaria o de cualquier otra naturaleza, independientemente de su denominación”.

 

Aquí encontramos a los asalariados, personas cuyo vínculo contractual es un contrato laboral, a ellas, se les aplica la normatividad de retención en la fuente por impuesto de renta contenida en los artículos 383, 384, 385, 386, 387 y 387-1 del Estatuto Tributario.

Estas personas naturales acceden a los beneficios del cálculo de retención en la fuente para impuesto de renta por los procedimientos uno y dos, pueden disminuir -respetando los topes legales establecidos- la base de retención, con:

  • Los pagos en especie por alimentación.
  • Los aportes obligatorios y voluntarios de pensiones y cuentas AFC. Este concepto antes de la ley 1607 era considerado ingresos no constitutivo de renta ni ganancia ocasional y luego de ella, quedó catalogado como renta exenta.
  • Deducciones por pagos de dependientes, siendo estos los hijos, cónyuge o compañero permanente, padres y hermanos del contribuyente.
  • Intereses por crédito hipotecario.
  • El 25 de rentas exentas (, calculadas sobre la base resultante de restar al ingreso laboral los cinco conceptos anteriores (artículo 206 del estatuto tributario, numeral 10).

 

Dijo también la ley 1607 de 2012 que para efectos tributarios son empleados “Los trabajadores que presten servicios personales mediante el ejercicio de profesiones liberales o que presten servicios técnicos que no requieran la utilización de materiales o insumas especializados o de maquinaria o equipo especializado, serán considerados dentro de la categoría de empleados, siempre que sus ingresos correspondan en un porcentaje igual o superior a (80%) al ejercicio de dichas actividades”.

Estas personas son los trabajadores independientes prestadores de servicios “puros” (sin aplicación o inclusión de materiales o uso de maquinaria o equipo) cuyo vínculo contractual es un contrato de prestación de servicios (escrito o de hecho).

 

A estas personas, se les aplica la normatividad de retención en la fuente por impuesto de renta contenida en los artículos 383, 384 y parcialmente el artículo 387 del Estatuto Tributario.

 

Estas personas naturales pueden disminuir -respetando los topes legales establecidos- la base de retención, con:

  • Los aportes obligatorios y voluntarios de pensiones y cuentas AFC. Este concepto antes de la ley 1607 era considerado ingresos no constitutivo de renta ni ganancia ocasional y luego de ella, quedó catalogado como renta exenta.
  • Deducciones por pagos de salud, obligatoria y voluntaria. Aquí hay que tener en cuenta que desapareció la posibilidad de deducir los pagos por educación.
  • Intereses por crédito hipotecario.

 

Ahora bien, a las personas naturales que bajo la ley 1607 de 2012 no califican como empleados (trabajadores por cuenta propia y otros) se les aplican las normas generales de retención en la fuente por renta (10%, 11%, 6%, 4%, 3.5%, otras).

 

Finalmente, la ley 1607 de 2012 derogó el artículo 13 de la ley 1527 de 2012 que reglamentaba la retención en la fuente a trabajadores independientes, tema del que en este sitio web dijimos que no hubo otro que sufriese tantas modificaciones en tan corto espacio de tiempo como el de la retención en la fuente para trabajadores independientes, aseveración que se corrobora con esta derogatoria.

 

Para concluir, hay que decir que solo para efectos tributarios, la ley 1607 de 2012 consideró como empleados no solo a aquellas personas vinculadas contractualmente mediante contrato laboral, sino que incluyó –solo para efectos tributarios- reitero, a algunas personas naturales prestadoras de servicios.

 

 

 

Edinson Pino Castillo
Contador Público ​de la Universidad del Valle y Abogado​ de la Univeridad LIBRE y Especialista en Impuestos​ de la Universidad libre​. ​

 

Cuenta con una experiencia de más de 25 años como empleado en el sector privado en el campo tributario, contable y jurídico, hasta el año 2009.
   
Desde 2010 ​se desempeñ​a como Asesor y Consultor Privado en los campos tributario, contable y jurídico.

Además, es ​Docente Universitario en pregrado y postgrado en los campos tributario, laboral, comercial y contable.

 

Contacte al Autor:
email: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Necesita activar JavaScript para visualizarla.